womens jumper replica bags sizes chart
replique montre are excellent and inexpensive!
the friction between hair wigs and shoulders will also cause the best wigs to become dry and tangle.

La administraci√≥n entrante enfrentar√° una serie de desaf√≠os de seguridad cibern√©tica a medida que Joe Biden se establezca en un entorno muy diferente al que ten√≠a la √ļltima vez que estuvo en la Casa Blanca como vicepresidente.

El panorama: Los principales asesores de seguridad cibernética y seguridad nacional del presidente electo Biden tendrán que luchar con el surgimiento de nuevos adversarios y poderes cibernéticos, así como decidir si continuar con la postura más agresiva que ha adoptado la administración Trump en el ciberespacio.

Aquí están los detalles sobre algunos desafíos clave que enfrenta Biden:

1. El feroz crecimiento de los grupos de ciberdelincuentes

D√≥nde est√°: En los √ļltimos a√Īos, los grupos de ciberdelincuentes se han vuelto cada vez m√°s descarados y sofisticados, confiscando y cifrando cada vez m√°s los datos de las v√≠ctimas en esquemas de ransomware que los obligan a extorsionar enormes sumas, a veces de decenas de millones de d√≥lares.

  • Estos grupos de flujo de efectivo, muchos de los cuales provienen de Europa del Este, son indiscriminados en sus v√≠ctimas, y los trabajadores de la salud, los gobiernos locales y las instalaciones de investigaci√≥n son v√≠ctimas de sus esquemas.
  • En muchos casos, estos grupos privados son tan sofisticados como muchos grupos de estados-naci√≥n, o incluso m√°s.

Por los n√ļmeros: En 2019, el Centro de Quejas de Delitos en Internet del FBI ¬ęrecibi√≥ 2.047 quejas identificadas como ransomware con p√©rdidas ajustadas de m√°s de $ 8,9 millones¬Ľ.

Que sigue: Es probable que los grupos de ciberdelincuentes contin√ļen apuntando a instalaciones m√©dicas y de investigaci√≥n centradas en tratamientos y vacunas contra el coronavirus, propiedad intelectual con un valor financiero y geoestrat√©gico casi invaluable.

  • La administraci√≥n de Biden deber√° continuar construyendo conexiones con socios internacionales, especialmente cuando se trata de degradar las redes de delitos cibern√©ticos en el extranjero y arrestar a los ciberdelincuentes buscados cuando, por ejemplo, est√°n de vacaciones fuera de sus pa√≠ses de origen.
  • La administraci√≥n tambi√©n deber√° aclarar las inestables pol√≠ticas estadounidenses con respecto a las responsabilidades legales en las que las empresas estadounidenses podr√≠an incurrir si pagan un rescate a grupos ciberdelincuentes sancionados.
2. El ascenso del resto

D√≥nde est√°: Vietnam, los Emiratos √Ārabes Unidos, Qatar y Arabia Saudita, todos, en diversos grados, desarrollaron sus capacidades de ciberespionaje durante la era Trump, actuando como poderes cibern√©ticos m√°s peque√Īos pero cada vez m√°s sofisticados que merecer√°n m√°s atenci√≥n en los pr√≥ximos a√Īos.

  • Los estados del Golfo ya han mostrado su disposici√≥n a emplear campa√Īas de pirateo y descarga para influir en la pol√≠tica y la pol√≠tica de Estados Unidos.

La intriga: Vietnam est√° desarrollando sus operaciones de TI, al menos en parte, en respuesta a las preocupaciones sobre los proyectos chinos en el sudeste asi√°tico.

  • Esto podr√≠a convertir a Vietnam en un aliado en la lucha para detener la influencia global de Beijing, incluso cuando Estados Unidos busca interrumpir otras operaciones cibern√©ticas fuera de Vietnam.

Que sigue: La forma en que estos pa√≠ses elijan desplegar sus nuevos poderes podr√≠a perturbar a√ļn m√°s la din√°mica regional, particularmente en el Medio Oriente, as√≠ como las relaciones bilaterales con los Estados Unidos.

  • La tendencia hacia campa√Īas de influencia directa en l√≠nea en los Estados Unidos, tanto perpetradas por los estados del Golfo como por otros pa√≠ses, tambi√©n podr√≠a intensificarse durante los a√Īos de Biden.
3. Gestión de las operaciones cibernéticas ofensivas de EE. UU.

D√≥nde est√°: En 2018, la administraci√≥n Trump anunci√≥ p√ļblicamente que estaba aboliendo las reglas de la era Obama que rigen las operaciones cibern√©ticas ofensivas del ej√©rcito de los EE. UU., Y tambi√©n relaj√≥ en secreto las restricciones que rigen las operaciones ciberespaciales encubiertas de la CIA.

  • Desde entonces, el Comando Cibern√©tico de EE. UU. Ha tomado una serie de acciones asertivas destinadas a degradar la infraestructura de objetivos iran√≠es, rusos y ciberdelincuentes como parte de la estrategia de ¬ędefensa avanzada¬Ľ del director Paul Nakasone.
  • Mientras tanto, la CIA ha emprendido campa√Īas encubiertas de pirater√≠a y descarga contra actores rusos e iran√≠es afiliados a los servicios de inteligencia de esos pa√≠ses.

Entre líneas: Existe un amplio consenso de que los procedimientos de la era de Obama para las operaciones cibernéticas ofensivas eran demasiado restrictivos y deliberativos, engullendo innecesariamente a las agencias militares y de inteligencia estadounidenses que a menudo trabajan en entornos muy urgentes.

Que sigue: La administración Biden tendrá que considerar si el péndulo se ha movido demasiado en la otra dirección bajo Trump.

  • ¬ŅLa actual administraci√≥n ha extendido demasiado margen de maniobra y muy poco control a los ciber-operadores militares y de inteligencia de Estados Unidos, cuyas acciones pueden tener graves consecuencias geopol√≠ticas? ¬ŅEl Consejo de Seguridad Nacional de Biden cambiar√° las regulaciones de la era Trump o las preservar√°?
  • Estas decisiones tendr√°n repercusiones importantes para la seguridad nacional de Estados Unidos.

Acerca del autor

Jaume Torres

Dejar un comentario