Pornhub endureció sus reglas sobre contenido violento y de menores de edad esta semana. Estos cambios son un buen comienzo, dicen los expertos, pero no serán suficientes para combatir el creciente problema del video no consensuado.

Porque importa: La historia del New York Times, de Nick Kristof, inform√≥ que la vasta biblioteca de contenido generado por usuarios de Pornhub contiene una gran cantidad de pornograf√≠a de venganza y videos con participantes menores de edad. Tambi√©n detalla el da√Īo que puede causar estar en Pornhub a las personas cuyos videos se han publicado sin su consentimiento.

Conduciendo las noticias: Pornhub anunció una serie de cambios esta semana, incluida una mayor moderación, restringir temporalmente las cargas a productores de contenido conocidos y eliminar la capacidad de descargar videos.

S√≠, pero: ¬ęNo creo que se acerque a resolver todo el problema¬Ľ, dijo a Axios Scott Berkowitz, director ejecutivo de la Red Nacional de Violaci√≥n, Abuso e Incesto.

  • Por ejemplo, se√Īal√≥ que la verificaci√≥n del cartel es un paso importante, pero no suficiente para garantizar que todos los retratos sean adultos consensuados y disponibles.
  • ¬ęHa habido un aumento asombroso en la cantidad de material disponible sobre abuso sexual infantil¬Ľ, dijo Berkowitz, adem√°s de la publicaci√≥n de pornograf√≠a de venganza y otros videos que se publican sin el consentimiento de todos los participantes.

PornHub también dijo aumentaría los recursos que pone a la moderación.

  • ¬ęLa pregunta clave es: [Pornhub] ¬ŅTiene la intenci√≥n de implementar completamente estos cambios? ¬ę, dijo Yiota Souras, vicepresidente senior y consejero general del Centro Nacional para Ni√Īos Desaparecidos y Explotados¬Ľ. Sobre el papel, es genial. Pero debe haber inversiones y seguimientos ¬ę.

Entre l√≠neas: Hay una gran diferencia entre los videos que muestran a adultos consensuados, a menudo profesionales, que presentan todo tipo de escenas de sexo y el campo minado que es el contenido generado por el usuario. En este √ļltimo, dice Berkowitz, es imposible saber si los usuarios consintieron en el acto mostrado, si los usuarios consintieron en la amplia distribuci√≥n del video y si todos ten√≠an la edad para dar su consentimiento.

El panorama: Los cambios de Pornhub se producen en un momento en que los legisladores y activistas están tratando de resolver una amplia gama de problemas en línea proponiendo límites a la protección de responsabilidad del sector tecnológico. Pero este enfoque ha tenido consecuencias imprevistas en el pasado.

  • SESTA / FOSTA, una ley aprobada en 2018, ten√≠a como objetivo reducir el tr√°fico sexual en l√≠nea al restringir la protecci√≥n de responsabilidad del sector tecnol√≥gico, conocida como Secci√≥n 230.
  • Pero la controvertida ley ha llevado a una vigilancia masiva del contenido relacionado con el sexo en las plataformas en l√≠nea, lo que inadvertidamente ha da√Īado a las trabajadoras sexuales y ha eliminado sus espacios en l√≠nea relativamente seguros, dijo Kendra Albert, profesora cl√≠nica de Cyberclinic en la Facultad de Derecho de Harvard. .

Cambios en Pornhub llegaron más rápido que la legislación, unos días después del informe del New York Times, y, aunque es posible que no hayan ido lo suficientemente lejos, están más dirigidos a áreas problemáticas.

  • La eficacia de la columna del Times para instar a un cambio r√°pido muestra el poder del trabajo de detective y anteponer las voces de las sobrevivientes de violencia sexual, lo que influye en la opini√≥n p√ļblica e ilustra claramente el da√Īo, dijo Souras.
  • Pero a veces columnas como la de Kristof pueden excluir a las prostitutas y otros grupos interesados ‚Äč‚Äčde la conversaci√≥n, dijo Albert.

De nota: Parte de la presión sobre PornHub provino de sus procesadores de pagos, empresas como MasterCard y Visa.

  • Los partidarios de las trabajadoras sexuales temen que si esas empresas se retiran por completo de la industria del porno, las trabajadoras terminar√°n en situaciones m√°s peligrosas.

Nuestra burbuja de pensamiento: Antes de volver a jugar con la Secci√≥n 230, los legisladores deben revisar el historial de efectividad de SESTA / FOSTA y el da√Īo colateral que ha infligido. Como muestra el ejemplo de Pornhub, la presi√≥n del p√ļblico y los medios de comunicaci√≥n podr√≠a cambiar el comportamiento de los sitios m√°s r√°pido que la legislaci√≥n.

Que sigue: Un proyecto de ley bipartidista del Senado presentado el miércoles permitiría a las víctimas de violación o tráfico sexual demandar a los sitios pornográficos que se benefician de sus imágenes, un enfoque que RAINN ha respaldado.

Acerca del autor

Jaume Torres

Dejar un comentario